Periodismo, fuentes reservadas y protección de datos: ¿qué tienen en común?

Periodismo, fuentes reservadas y protección de datos: ¿qué tienen en común?

La entrada en vigor de la nueva ley de protección de datos el pasado mes de junio cambió radicalmente el contexto del periodismo de investigación dando a lugar nuevas preguntas sobre algunas prácticas permitidas o no con una legislación mucho más restrictiva.

Cabe recordar que la anterior RGPD databa de 1999, una época muy lejana y en la que podías hacer predicciones poco razonables acerca del contexto digital que te venía encima. De hecho, la legislación actual viene a poner algo de orden en el paradigma de Internet, especialmente en el ámbito de la recolección y el almacenamiento de los datos personales de cada uno de los usuarios que navegan por la red.

Una RGPD que modifica el periodismo de investigación actual

Por ello, el nuevo Reglamento General de Protección de Datos también cumple con uno de los principios fundamentales del Tratado de Maastricht, firmado en los años 90 cuando se creó la Unión Europea, y que consiste en dotar de un ámbito de ley común en los diferentes países de la Unión.

Así, los miembros pasan a tener un principio de jurisprudencia común en materia de protección de datos y obliga a aquellas compañías que operan en diferentes países a adaptarse a lo que se viene. Además, se amplía el concepto de dato personal y, sobre todo, se deja claro que pertenece a la misma persona y no a terceros. Además, el tratamiento de datos personales requiere que la propia persona dé su consentimiento explícito, pudiendo ejercer en todo momento sus derechos ARCO.

No obstante, la nueva legislación en materia de protección de datos declara algunas exenciones interesantes para la recogida de fuentes en materia de periodismo de investigación. Pese a la limitación que se impone a las empresas para el tratamiento de datos a terceros, también quita trabas a los investigadores a la hora de conservar dichos datos y de poner límites de utilización.

El objetivo, que pasa por la creación de un Mercado Único Digital para toda Europa, pone como punta de lanza la necesidad de crear una base legítima que permita la utilización de datos personales sin que necesites la autorización expresa del otro usuario para la utilización de sus datos personales con fines de investigación.

De esta forma, como investigador, podrías llegar a sobrepasar garantías fundamentales e incluso, en algunos casos, poder traspasar datos personales a terceros países que cuenten con un nivel más bajo de protección. Sin embargo, en todo momento siempre hay que intentar salvaguardar las garantías individuales que brinda el nuevo Reglamento General de Protección de Datos a cada uno de los propios usuarios.

¿Existe colisión de derechos fundamentales y por qué?

Algo que sigue sin cambiar en materia europea es la prevalencia de un derecho fundamental sobre otro. Uno de los debates más interesantes que mantienen los juristas es qué derecho prevalece cuando existe una colisión de derechos. En este sentido, pese a la restricción de la nueva RGPD a nivel europeo, el derecho a la información y la libertad de expresión sigue prevaleciendo por encima del derecho al honor o el derecho a la imagen o intimidad cuando sea necesario. En el mismo caso, ocurre cuando te refieres al derecho a la protección de los datos personales.

Por otro lado, el artículo 85 de la nueva legislación de protección de datos también desvela que es competencia de los Estados Miembros el marco de ley que rodea a este tipo de prácticas.

Adicionalmente, también debes saber que el derecho al olvido, es decir la posibilidad de eliminar datos de carácter personal cuando estos hayan sido recogidos de una forma alegal, siempre primará y, por tanto, no habrá posibilidad de sanción cuando se haga referencia a un tema de interés público en el que prime y sea más importante el derecho a la información y la libertad de expresión.

En este sentido, el periodismo de investigación sigue teniendo un papel fundamental en la sociedad digital. En cambio, si te dedicas a la comunicación corporativa o trabajas en un gabinete de prensa, deberás tener más cuidado cuando autorices a recibir notas de prensa que cuenten con datos sensibles de carácter personal que no se hayan autorizado previamente.

Los principios deontológicos del periodismo y la nueva RGPD

Para que evites malas praxis, y además puedas llevar a cabo buenas prácticas, el organismo similar a lo que es la Agencia Española de Protección de Datos en Italia publicó recientemente un código deontológico para el uso de fuentes reservadas en el periodismo de investigación adaptado al nuevo contexto del Reglamento General de Protección de Datos.

Para empezar, se deja claro que en ningún caso se debe incluir ningún tipo de censura previa, sino que sigue perdurando el derecho a la libertad de expresión. También pone énfasis en la diferenciación que se hace del tratamiento de un dato personal en la vida cotidiana, y en el ámbito del periodismo de investigación.

Por otro lado, también siguen prevaleciendo tus derechos fundamentales cuando actúes como periodista de investigación y, por tanto, sigues contando con la posibilidad de proteger tus fuentes, a no ser que la situación judicial requiera lo contrario. Sin embargo, la nueva legislación en materia de protección de datos no es una traba para que modifiques esta conducta. Tu obligación como periodista de informar de forma veraz y exacta sigue siendo totalmente plausible y, además, todos los datos sensibles que incluyan información de carácter sexual, racial o de género, entre otros, deben limitarse totalmente a temas de interés público para la mayoría de la población.

Esta legislación varía cuando se habla de menores de edad, ya que su derecho a la intimidad suele estar por encima del derecho a la información o a la libertad de expresión, en muchos casos. Estos derechos se aplican a los periodistas profesionales, aunque dado el crecimiento del periodismo ciudadano, la Agencia Española de Protección de Datos también incluye a los blogs como posibles periodistas de investigación. En ClickDatos somos una empresa pionera en el tratamiento de los datos y te ayudamos a cumplir con la legislación de una forma moderna y sencilla.

Artículos relacionados

Multa de 40.000€ por felicitar el cumpleaños a un empleado Puede parecer una broma, ¿verdad? Pues no lo es. Muchas empresas, de forma espontánea o incluso dentro de su política de recursos humanos, felicitan a sus trabajadores el día de su cumpleaños. Una felicitación de palabra, un e-mail, una nota, un pe...
¿Cuál es la aportación del Delegado de Protección de Datos en los ayuntamientos?... El DPO en los ayuntamientos está adquiriendo un papel importante debido a la gravedad de que en un organismo de tal envergadura haya brechas de seguridad. Son varias las medidas que el RGPD interpone para evitar la violación de la seguridad de los da...
El acceso a redes wifi públicas y su relación con el RGPD Aplicación del RGPD respecto a redes WIFI El Nuevo Reglamento Europeo sobre Protección de Datos 679/2016 (RGPD), establece nuevas obligaciones para las empresas que pongan a disposición de sus clientes una Red Wifi gratuita o de pago. En la actualid...
Clickdatos es miembro de la Asociación Profesional Española de Privacidad (APEP)... ClickDatos, empresa colaboradora de APEP Clickdatos es miembro activo y colaborador de la Asociación Profesional Española de Privacidad (APEP) que nace en 2009 fruto del interés y preocupación de un grupo de profesionales dedicados a la privacidad...
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *